Aguas termales al lado del balneario

Aguas termales al lado del balneario

Destinos vacacionales hay para todos los gustos, existen desde los que prefieren las fías o frescas aguas del mar, las espectaculares vistas que nos regalan los paisajes de montaña o incluso quienes son más allegados al turismo urbano, donde la experiencia de tener un contacto con la naturaleza queda mucho más de lado, dando mayor prioridad a las construcciones y obras producidas por la mano y alteración de nuestra propia especie.

Aguas termales al lado del balneario

Pero algo que suele atraer a la mayoría de los turistas, independientemente de sus gustos y preferencias particulares es la oportunidad de disfrutar de unas cálidas y reconfortantes aguas termales, ya que las mismas son consideradas por muchos como una de las experiencias que todos deberíamos tener la suerte de vivir al menos una vez en la vida, pudiendo por sí solas convertirse en un destino que puede llegar a atraer a miles de visitantes cada año, logrando impulsar el turismo de una región.

Sugerimos leer este artículo sobre Cueva El Soplao

Pero, siendo sinceros, aguas termales la verdad es que hay muchas, por lo que elegir cuales visitar puede ser una decisión que requiera ser meditada tomando en consideración varios puntos. El día de hoy te hablaremos muy específicamente de unas que según nuestro criterio no debes dejar de lado, las aguas termales de La Hermida, un paraíso no tan escondido pero del cual muchos aún no han escuchado.

Donde se encuentran estas aguas termales

Donde se encuentran estas aguas termales

Las aguas termales de La Hermida se encuentran en la localidad que recibe el mismo nombre, el pequeño poblado de La Hermida, en el municipio de Peñarrubia perteneciente a la región de Cantabria al norte de España. Este poblado, que según cifras oficiales cuenta con una población que no supera los 100 habitantes, destaca como atractivo turístico principalmente porque en él forma parte el conocido Desfiladero de La Hermida.

Junto a dicho desfiladero y rodeado de mágicos e imponentes paisajes espectaculares que dan la impresión de haber salido de un cuento de hadas, encontramos las aguas del río Deva, siendo justamente en estas y a la altura del puente que se encuentra junto al balneario de la localidad, donde se localizan las mencionadas aguas termales, las cuales representan el segundo atractivo de la región.

Para ser mucho más exactos, las pozas termales de las que hacemos mención en nuestro artículo de hoy, se encuentran ubicadas junto a la vía que lleva hacia el balneario, prácticamente a un costado de este emblemático edificio de la región, en una zona inferior a la misma, por lo que para observarlas deberás mirar hacia abajo desde la calle, formando parte del extremo Este del conocido Parque Nacional Los Picos de Europa.

Y es que miles de personas que cada año visitan La Hermida con el objetivo de conocer el desfiladero, terminan descubriendo este secreto guardado a voces y disfrutando sin siquiera planearlo de una visita mucho más completa de lo que esperaban, llevándose a casa el mágico recuerdo de haber pasado un rato agradable en estas aguas de alta temperatura.

Lo que debes saber sobre estas aguas

Lo que debes saber sobre estas aguas

Las aguas termales que se encuentran al lado del balneario de la localidad de La Hermida tienen varias razones para ser consideradas un destino bastante peculiar y que no debes dejar de visitar si te encuentras de vacaciones por la región de Cantabria y más específicamente con intenciones de visitar el desfiladero o cualquiera de los poblados que lo rodean.

Para comenzar, cuando hablamos de las aguas termales de La Hermida, debes saber que este destino turístico de gran interés consta de un total de 4 pozas o piscinas naturales, ubicadas en el ya mencionado río Deva. Estas piscinas fueron formadas con aglomeraciones de rocas y piedras del mismo río, que fueron acomodadas de una manera que permitiera al agua caliente estancarse y permanecer por más tiempo en el mismo lugar a la vez que aumentaba la profundidad del espacio.

La temperatura con la que cuentan las pozas termales puede variar a lo largo del día, pero en general, estas charcas ubicadas junto al balneario suelen poseer una temperatura de aproximadamente 60 grados. Aunque debes considerar que en la hora punta pueden aumentar mucho más, volviéndose un espacio donde difícilmente se puede sumergir el cuerpo si no tienes la costumbre de recibir altas temperaturas, haciendo que el hecho de disfrutar de un buen baño en estas aguas sea casi imposible.

En algunos momentos, podrás encontrar un agua un poco más fría, pero te aseguramos que en promedio estas pequeñas piscinas dispuestas para el disfrute tanto de visitantes como de los propios locales jamás van a contar con agua de temperatura templada y mucho menos fría, sin importar la época del año en la que decidas conocer las aguas termales.

Tanto durante el día como a la hora de la puesta del sol es muy común encontrar pequeños grupos de personas arracimadas en el espacio, normalmente en la búsqueda de las cercanías a los diversos chorros de agua subterráneos que dan la temperatura ideal al lugar y que se encuentran justo por debajo de las zapatas que forman el puente, siendo este el espacio donde mayormente se encuentran bañistas.

Y si eres de los más atrevidos y quieres disfrutar de manera natural de una de las experiencias de cambio de temperatura más increíbles, y que suele asociarse con el mejoramiento de la salud del organismo y la apariencia de la piel te alegrará saber que en esta área puedes hacerlo, ya que al estar en las aguas del río Deva, estas piscinas naturales cuentan a su alrededor con aguas mucho más frías.

Es normal ver a lo largo del día, personas que tras haber estado un buen rato en las aguas termales, cruzan el borde de la poza y se sumergen en las casi gélidas aguas del río Deva, pudiendo vivir una experiencia por la que en algunos lugares como spas o balnearios de renombre tendrías  que pagar grandes sumas de dinero.

No te pierdas este artículo Teleférico de Fuente Dé

Cómo llegar a las aguas termales

Cómo llegar a las aguas termales

Para algunos turistas, este puede que sea un punto que no requiere gran explicación, pero si eres de los que no viven ni visitan con demasiada frecuencia la región de Cantabria y más específicamente el hermoso municipio de Peñarrubia y estás considerando esta zona como un destino a tener en cuenta para tus próximas vacaciones vale la pena tomarse un tiempo para entender de antemano cuál es la mejor ruta para acceder a La Hermida, y más específicamente a las aguas termales que se encuentran en este pequeño poblado.

Como te indicamos en líneas superiores, el pueblo de La Hermida es una localidad que no cuenta con una población demasiado alta, más bien es considerado uno de los más pequeños de toda la región, ya que la cantidad de habitantes permanentes que registra es tan pequeña que no llega al centenar de personas.

Pero, que este detalle no te deje engañar, la verdad es que a pesar de su poca cantidad de residentes, La Hermida es un pueblo bastante mágico que te cautivará desde el primer momento que lo visites con sus espectaculares vistas, hermosos paisajes y el detalle de que en ciertas épocas del año a lo largo del invierno no recibe prácticamente luz solar directa.

Una vez lo ubiques, conseguir las aguas termales será algo realmente simple, ya que cualquiera de los residentes o transeúntes que encuentres en el camino estará más que gustoso en darte las indicaciones más exactas para que puedas llegar al punto exacto sin desviarte ni perderte en el camino.

El punto de referencia que más te puede servir para ubicar las pozas termales es el ya mencionado  Hotel Balneario de La Hermida, el cual está ubicado justo al lado del río Deva y a pocos metros de estas charcas tan populares. Para ayudar a ubicarte, la dirección exacta de este lugar es en la Carretera La Hermida a Potes, número 39580, localidad de La Hermida, dentro del Parque Nacional de Los Picos de Europa.

Se encuentra a tan solo 1 hora en auto desde la localidad de Santander, siendo este el centro urbano más cercano, y capital de la propia región de Cantabria. Para llegar simplemente debes seguir por la ruta A-8 y luego continuar por la A-621 hasta llegar a tu destino. El balneario es bastante llamativo y muy difícil de dejar pasar.

Precio de la experiencia

Precio de la experiencia

A la hora de hacer turismo en cualquier región sea esta un destino urbano, parque o incluso un paisaje natural, el precio es una de las cosas que más llaman la atención a la hora tanto de planificar la fechas como de determinar qué destinos pueden ser considerados como una opción y cuales por el contrario deben ser descartados porque se escapan del presupuesto destinado o simplemente porque a criterio del viajero no son una prioridad.

Este punto en la mayoría de situaciones requiere de la elaboración de un presupuesto teniendo en cuenta factores como la época del año, si se encuentra en temporada alta o baja o incluso si es para un grupo pequeño o mucho más numeroso. Pero siempre debemos tener en cuenta que existen lugares que no requieren tanta planificación ya sea por su bajo costo o porque por una u otra razón no se requiere de efectuar un pago.

Las aguas termales que se ubican a un costado del balneario de La Hermida entran justamente en este último grupo, ya que se trata de un destino que si bien puede ofrecernos el descanso y relajación dignos de un spa con la temperatura ideal de sus aguas, se disfruta de forma totalmente gratuita, siendo una opción que sin duda vas a querer considerar si te encuentras de vacaciones en esta zona o en espacios aledaños, ya que el viaje hasta el lugar sin duda vale la pena.

En este espacio, sin la necesidad de gastar nada de dinero, puedes toparte con diversos grupos de turistas y lugareños que como tú, están en la búsqueda de experiencias agradables a bajo costo. Siendo por mucho una de las mejores alternativas al norte de España para realizar turismo de bajo presupuesto ya que en este lugar tan solo vas a tener que preocuparte por el transporte para llegar hasta allí y la comida y demás pequeños gastos que puedan surgir, siendo estos totalmente opcionales.

En este sentido, una opción para gastar mucho menos dinero y que te sirva como una gran experiencia rica en recuerdos de tus vacaciones, es llegar a este espacio trayendo contigo lo que vahas a consumir como almuerzo, merienda o teniendo en cuenta cuanto tiempo planeas estar en el lugar.

Sugerimos leer este artículo sobre Paseo en barco hasta Somo

Eso sí, siendo totalmente consciente durante todo el tiempo que pueda llegar a durar tu visita de que al ser un ambiente tan natural deberás dejarlo tal cual como lo has conseguido, retirando de él todas las envolturas, envases y elementos que puedan ser considerados externos o contaminantes, así entre todos se logrará preservar por mucho más tiempo este pequeño paraíso escondido entre las aguas del río Deva.

Alojarse en el Hotel Balneario La Hermida

 Alojarse en el Hotel Balneario La Hermida

Si gustas vivir una experiencia mucho más completa y poder disfrutar de las aguas termales de la zona por más que unas cuantas horas sin tener que preocuparte por cómo volver, o si piensas aprovechar la oportunidad para conocer mucho más a profundidad el increíble y monumental accidente geográfico conocido como el Desfiladero de la Hermida, una opción que puedes siempre tener en cuenta es conseguir alojamiento en la misma zona.

Para ello, la mejor de las opciones y una que sin duda tanto turistas como lugareños recomiendan como primera opción es el conocido Hotel balneario que encuentra a pocos metros de este fantástico lugar, del cual ya te hemos hablado un poco en líneas anteriores y que debido a su importancia y belleza destaca como punto de referencia a la hora de entrar a la localidad de La Hermida.

Este hotel de gran tamaño y apariencia agradable a la vista, reabrió sus puertas para comenzar a recibir visitantes de todos los rincones de mundo en el año de 2006, en el mes de septiembre, recuperando de esta manera una actividad turística que se remontaba hasta hace poco más de un siglo, ya que había sido inaugurado originalmente en el año de 1881.

En la actualidad, el edificio y hotel que lo conforma se presenta ante los visitantes como un perfecto establecimiento que cumple con estándares que lo posicionan como un alojamiento de cuatro estrellas. Cuenta con un total de 57 habitaciones perfectamente distribuidas entre las cuatro plantas que conforman el edificio principal, las cuales puede llegar a alojar desde personas que viajan solar hasta grandes grupos sin ningún tipo de inconvenientes.

Como su nombre lo indica, este hotel también cumple la función de un fantástico balneario que vale la pena visitar en tus próximas vacaciones. Este ambiente cuenta en total con una amplia superficie que llega a cubrir un total de dos mil metros cuadrados, los cuales están perfectamente divididos y acondicionados en tres zonas principales, las cuales vale la pena detallar brevemente.

Zona húmeda

La primera de las zonas que conforman a este balneario y la que sin duda resulta más llamativa para cientos de turistas es la denominada “Zona húmeda”. Este espacio ha sido acondicionado para el disfrute de los turistas y visitantes, adaptándose a las necesidades e intereses de quienes suelen transitar la zona o incluso tomarla como destino final para sus vacaciones.

En esta zona se dispone de un total de 11 bañeras que cumplen funciones como hidromasajes, aerobaños o incluso cromoterapia, las cuales se encuentran perfectamente acondicionadas y con condiciones de higiene óptimas para los visitantes. Sumado a ello, el balneario en su zona húmeda dispone de tratamientos de spa dignos de los turistas más exigentes, donde destacan el envolvimiento en lodo y en algas marinas.

Zona seca

Si existe una zona húmeda, no debe resultar nada extraño que la acompañe su contraparte, un espacio denominado como “zona seca”. Esta área del balneario también cuenta con muchas particularidades que pueden ser del agrado de un sinfín de turistas y visitantes y que son las que pueden terminar haciendo de la experiencia de alojamiento unos días realmente difíciles de olvidar.

Si decides visitar este hotel balneario en esta zona te encontrarás un área de consultas médicas para prevenir y tratar a tiempo cualquier eventualidad que pueda surgirte a ti o a alguno de tus familiares durante la estancia. Además, un ambiente especialmente dedicado a la realización de fisioterapias, en un área agradable y rodeado por increíbles vistas que pueden ayudar a mejorar el ánimo y acelerar la recuperación.

Como si esto fuera poco, vas a conseguir un gimnasio muy bien equipado, donde te podrás asegurar continuar con tus rutinas de ejercicio y mantenerte en forma aún mientras te encuentres de vacaciones. La denominada zona seca también incluye diversas salas de masaje, cabinas e incluso un espacio para hidroterapia del colón, por lo que se podría considerar que este balneario cuenta con un ambiente bastante completo.

Área termo lúdica

El tercer ambiente que conforma el área del balneario de La Hermida es un espacio pensado más hacia la diversión y el entretenimiento de quienes visitan el lugar, además del esparcimiento y el disfrute general, pero sin perder la esencia que hace de este ambiente un buen balneario que ha sabido mantenerse a pesar del paso de los años y los cambios en las tenencias.

El ambiente que conforma la zona termo lúdica del balneario se encuentra muy bien dotada. Allí vas a encontrar algunos circuitos de puesta en forma, así como áreas de ocio, y una hermosa piscina termal dinámica que no podía faltar en un lugar reconocido por contar con aguas termales de clima un poco más caliente que el promedio en otras zonas.

Además, debido a esto último, en el área del balneario, específicamente en esta zona, se encuentra una gruta termal totalmente natural, que cuenta con una apariencia agradable y sin duda te hará vivir una experiencia totalmente placentera y llena del encanto propio del lugar. Para terminar la experiencia, también podrás conseguir jacuzzi, una batería de cinco duchas, un espacio de baño frío, terma romana, pediluvio y una sala de sauna seca.

Recuerda leer también sobre la ISLA (Cantabria)

Precios

Como en todo hotel, el precio del alojamiento va a depender de diversos factores, aquí en este espacio si entran en juego puntos como la temporada, o la cantidad de personas que van a visitar el lugar, por lo que siempre será necesario echar un vistazo a diversas ofertas para encontrar la que más se pueda adaptar a nuestro presupuesto al momento de planificar las próximas vacaciones.

Debes tener en cuenta que debido a la alta cantidad de habitaciones con las que cuenta este hotel, los precios también son muy variados. Según algunos de los portales más importantes de viaje que hay en internet, si buscas un alojamiento para dos adultos en una sola habitación los precios pueden estar rondando entre los 150 y 180 euros por noche.

Pero antes de tomar una decisión, si buscas una información mucho más detallada o viajas con más personas y requiere más de una habitación, te aconsejamos que te tomes algo de tiempo para comenzar a consultar diversas fuentes, como páginas de alojamiento o incluso llamando al mismo hotel para preguntar los precios y promociones con las que cuenten en el momento de tu viaje.

Deja un comentario